Pensión por más de $30 mil depende de tus últimos 5 años de trabajo

Una productiva vida laboral ya sea en una empresa o en el sector público puede dar a pensar a mucha gente que es garantía de una jubilación en la que una jugosa pensión recompense esos años de esfuerzo, pero esto no siempre se cumple, aunque existen algunas maneras para mejorar el monto de esos recursos con acciones que puedes ir considerando.

Esto es relevante porque para la actual generación de trabajadores incluye un segmento de la población cuya mejor opción de retiro es la pensión del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), por lo que más vale hacer un plan de retiro para poder tomar ese merecido descanso cuando des por concluida tu vida laboral gracias a la Modalidad 40 IMSS y te diremos cómo se puede elevar el monto de tu pensión.

Si eres de los trabajadores que comenzó a cotizar por primera vez bajo el amparo de la Ley del IMSS de 1973, es decir, antes de julio 1 de 1997, entonces perteneces al Régimen del 73 y con el esquema de la Modalidad 40 encontrarás el mecanismo que te ayude a incrementar tu pensión.

POR QUÉ SON IMPORTANTES LOS ÚLTIMOS 5 AÑOS DE TRABAJO PARA LA PENSIÓN

Es necesario saber que el monto que se te pagará mensualmente de pensión es calculado por el IMSS un nivel promedio de tu sueldo en las últimas 250 semanas de cotización, que equivalen a 5 años, por lo que es importante que subas la cantidad de esas semanas, pero también deberás mejorar el salario de cotización en esa etapa final, para que se te asigne la mejor pensión posible.

Por todo esto, no debes perder de vista que los factores más importantes para conseguir esa pensión soñada con el Régimen del 73 son el mayor salario posible en los últimos 5 años que trabajes y el número de semanas cotizadas más alto que puedas tener, siendo el mínimo de 500 semanas.

También es necesario que tengas 60 años de edad y que tengas derechos vigentes en el Seguro Social, por lo que en el curso de los últimos 5 años no has estado cotizando, tendrás que estar vigente de nuevo con un empleador durante un año como mínimo.

Así que si estás bajo el Régimen del 73 y tienes 60 años, los últimos 5 de tu vida laboral serán los que cuenten para fijar la cantidad de tu pensión, y con Aportaciones Voluntarias podrás elevar el sueldo de cotización para que el IMSS te asigne un buen pago mensual cuando cumplas los 65 años.

Al mecanismo de la Ley del IMSS de 1973 se le conocía como Sistema de Reparto y funcionaba colocando los recursos de todos los trabajadores en una cuenta compartida que el mismo gobierno gestionaba y asignaba a los que se retiraban.

Para acceder a una pensión bajo este modelo es necesario que sea la legislación bajo la cual se te dio de alta en el IMSS en tu primer empleo y reunir un total de 500 semanas cotizadas que son equivalentes a una década de trabajo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: