Evaluación permanente a la acción de gobierno en Tula de Allende

Para asegurar que el Plan Municipal de Desarrollo (PMD) 2020-2024 no quede en un listado de buenas intenciones, el presidente Manuel Hernández Badillo, se aseguró de medir su impacto y desempeño. Para ello se contará con un sistema de tableros de control de las políticas sectoriales, monitoreo de indicadores y alineación de los programas operativos anuales.

Todo esto, señala, permitirá mantener una planificación y toma de decisiones basada en evidencias y objetivos medibles.

«Así, habrá evaluaciones precisas para una retroalimentación en el proceso de planeación municipal, lo que contribuirá a plantear nuevos elementos de prospectiva».

Hernández Badillo, subrayó que con el diseño e implementación del Plan Municipal de Desarrollo, el modelo de evaluación deberáobservar un esquema de políticas públicas concurrentes como parte contributiva de los objetivos planteados y de los resultados obtenidos.

Destacó que Tula de Allende, cuenta con una visión general de desarrollo y que, por primera vez, se planifica más allá del alcance del período que abarca la administración. «En razón de ello se traza una ruta con acciones planteadas el día de hoy, pero con una trascendencia y alcance al 2030″.

Reconoció que, si bien hay temas que requieren una atención inmediata, «las metas que hemos planteado para el municipio como resultado de la alineación a los Objetivos de Desarrollo Sostenible son: hacer un monitoreo para contribuir a la erradicación de la pobreza y dar alternativa de progreso a los que menos tienen.  

También, trabajar de la mano con los diversos órdenes de gobierno para tener un mayor control en el tema de la pandemia que nos azota por el SARS COV 2, así como brindar los apoyos necesarios para que los habitantes del municipio puedan tener acceso a educación de calidad.  

Desde el gobierno de Tula de Allende, se contribuirá a la igualdad de género, razón por la que en la designación de las 32 direcciones existe paridad, misma que será aplicada en cada toma de decisiones.

Otros objetivos planteados en el PMD son: brindar mejores servicios e infraestructura para que los habitantes tengan acceso al servicio de agua potable; hacer del municipio un lugar con energía asequible y no contaminante, por lo que, progresivamente, habrá sustitución del alumbrado público para el aprovechamiento de las energías limpias.

«Se crearán alianzas con empresarios para atraer inversión pública y privada con la intención de generar un detonante que nos permita tener un desarrollo económico basado en un sentido humano e igualitario sin distinción de edad, sexo, discapacidad, raza, etnia, origen, religión, situación económica u otra condición».

El compromiso de Manuel Hernández Badillo, en el PMD es también promover la urbanización inclusiva, teniendo como punta de lanza el Programa de Desarrollo Urbano y Ordenamiento Territorial.  

Pero, además, hacer eficiente el uso de los recursos naturales con la intención de promover un desarrollo económico incluyente; implementar medidas que ayuden a contrarrestar el cambio climático.  

Para ello se buscará crear conciencia sobre el uso racional del agua; promover la creación de parques ecológicos que ayuden a generar conciencia sobre el cuidado del medio ambiente.  

Otra parte importante del quehacer gubernamental es proteger a nuestros niños y niñas, que son el futuro; contribuir a que el Gobierno Municipal modifique sus procesos de atención a la ciudadanía, implementando tecnologías de la información, creando capacidad para atender y brindar la atención que se merecen las y los tulenses.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: